Monthly Archives: March 2016

  1. La vuelta al disco de vinil

    La experiencia de escuchar música con calidad Los empresarios musicales deben aborrecer la era digital. Después de todo, hubo una vez en la que te podían vender un pequeño pedazo de plástico metido en cajas de pésima calidad a un precio exorbitante. Y la gente pagaba. ¡Claro que pagábamos! No podemos vivir sin música. La muerte del CD Cualquier sábado en la tarde, en la mitad de los años noventa, hubiera ido a Mixup o a Pericoapa —en la Ciudad de México— a echarle un vistazo a los nuevos lanzamientos musicales. Casi siempre hubiera regresado a casa con uno o dos CDs. Habría desempacado uno de ellos con la placentera ansiedad del que disfruta sus adicciones y me hubiera sentado a escuchar la nueva adquisición reconcentradamente. Esa experiencia con los discos compactos ya no es como era antes. Ahora es, de hecho, profundamente obsoleta. El placer de escuchar... Escuchar música sigue siendo para mí la segunda actividad más placentera después del sexo (y a veces, incluso, compite con la primera), pero el CD ya no ofrece la misma satisfacción de antaño. No lo digo sólo yo, sino buena parte de los consumidores alrededor del mundo. Las ventas de discos compactos han ido en descenso cada año desde hace más de una década, debido a que éstos ya no encuentran su lugar en un mundo en donde resulta infinitamente más sencillo reproducir y transferir archivos digitales, ya sea legal o ilegalmente. Esto no significa que hacerse de la versión física ­­?de “carne y hueso”? de un álbum ya no valga la pena. Mientras la industria discográfica se debate entre la resurrección y la hecatombe, los discos de vinil están experimentando un regreso prodigioso. Esta puesta en forma se puede apreciar en los anaqueles de las tiendas de música donde, de manera tímida pero consistente, las portadas de 30 x 31 centímetros empiezan a apropiarse de los espacios que durante tanto tiempo ocuparon las frágiles cajuchas de CDs; ésas que, no pocas veces, se quebraban apenas quitaba uno el celofán. El renacimiento del LP no es sólo una tendencia anecdótica. Mientras las ventas de formatos físicos en general declinan, las de discos de vinil registran el aumento más significativo en décadas. En 2014 éstas se incrementaron en 38 por ciento. La escalada ha sido gradual, pero sostenida, alcanzando 8.3 millones de unidades vendidas en Estados Unidos en el último año, mientras que en 2007 sólo se vendía un millón de unidades. Este auge ha rebasado incluso a las plantas productoras de discos que, en muchos casos, han resultado insuficientes para satisfacer la súbita demanda. No es raro que los álbumes se agoten en las tiendas y se conviertan en objetos de culto que llegan a alcanzar hasta el cuádruple de su valor en sitios como eBay o Discogs. Desde luego, ésta no será la primera ni la última vez que se dice que el disco de vinil está a la alza después de haber sido considerado un formato muerto. No obstante, el porqué detrás de este fenómeno es un asunto mucho más interesante, aunque también algo impreciso. Actualmente el consumidor de música puede elegir entre la descarga digital, el CD, el disco de vinil e, incluso, ¡el casete! Es decir, la gente no está obligada a comprar viniles como lo estuvo en la mitad del siglo XX o en algún momento de la década de los noventa con los CDs. Y, sin embargo, lo hace. El tema adquiere aún más relevancia si se toma en cuenta que el disco de vinil es el soporte musical más caro actualmente en el mercado. Parece, pues, que en un mundo donde el CD se ha vuelto obsoleto y los archivos digitales son bienes intangibles el LP ostenta un valor físico que hace que el dinero invertido en él valga más la pena. Así que si la industria musical quiere sobrevivir deberá poner especial atención en las razones por las cuales la gente está comprando éste y no otros formatos más baratos. image7 ¿Para qué comprar? En pleno 2015, para la mayoría no hay un motivo sólido por el cual comprar música. Desde luego, existe el argumento moral de que debemos apoyar a los artistas, que también ellos tienen familias que alimentar y blah, blah, blah. La realidad es que nunca se podrá forzar a las personas a que gasten su dinero si éstas no tienen la necesidad de hacerlo. Hoy tampoco existe una estrategia concreta por parte de la industria musical que motive a los consumidores. La piratería no es la única culpable de que la gente no compre música. En algún momento la venta de música por internet gozó de cierta popularidad. Algunos comenzaron a comprar archivos digitales debido a que la conveniencia de descargar algo rápidamente desde iTunes o Amazon superaba ampliamente la inconveniencia de tener que buscar un archivo de buena calidad, ordenado y libre de virus en el laberinto de la red. Sin embargo, en los últimos años, servicios como Spotify, Beats Music, Rdio y otros representan un método tan simple y económico que poseer música, ya sea en su forma física o digital, termina siendo un hecho engorroso si se le compara con la practicidad de escuchar música a la carta: lo que se antoja a la hora que se quiera y en prácticamente cualquier lugar donde se tiene conexión a internet. Es verdad, Spotify no tiene todo, no es dios, pero está muy cerca de serlo. Además, el servicio de descargas por suscripción representa, para algunos, una renta mensual moderadamente asequible si se considera la facilidad con la que el melómano puede satisfacer sus voraces deseos musicales ad libitum. Por supuesto, todavía hay gente por ahí a la que le gusta comprar por amor al arte. Los que quieren salvar a los artistas en ciernes. Pero incluso esas almas caritativas tienen que admitir que, en el mejor de los casos, los CDs acaban siendo transferidos a la computadora para formar parte de la biblioteca musical y estar así disponibles para su uso en un dispositivo portátil, o sea, un iPod. O, en el peor, terminan empolvándose en el otrora utilísimo mueble para CDs comprado el siglo pasado, debido a que el disco, qué caray, también está en Spotify en su versión deluxe remasterizada, o en YouTube con todo y letras o… en donde sea. La calidad del audio Un porcentaje alarmante de música digital tiene una calidad que está muy por debajo de la de un CD. Sorpresivamente, esto no es un impedimento para que la banda, por ignorancia o por desidia, opte por la bazofia digital. Actualmente, mediante iTunes o casi cualquier programa reproductor es posible transferir a la computadora una versión totalmente descomprimida, es decir, de alta calidad, de la música almacenada en un CD, pero cuando la mayoría de la gente transfiere discos a su biblioteca musical escoge los formatos más ligeros para no ocupar tanto espacio. Después de todo, un archivo mp3 de alta fidelidad (705 Kbps / 320 MB) ocuparía seis veces más espacio que uno de baja calidad (128 Kbps / 55 MB). Spotify, monstruo de las descargas por suscripción, ofrece, a duras penas, y sólo a suscriptores Premium, una calidad relativamente buena de mp3 (320 Kbps / 144 MB). Aun así ésta se queda a la mitad entre la calidad de plano pobre y la de un CD o un LP. En otras palabras, el hecho de que un archivo de mediana o baja calidad permita transportar hasta seis veces más música en un dispositivo es suficiente argumento para que a la mayoría le importe un pepino si la calidad de lo que se está escuchando es óptima o siquiera se acerca a lo conveniente. Para aquellos a los que sí les interesa la calidad del sonido, existen sitios en la red como HD tracks, donde se ofrecen descargas de alta fidelidad para audiófilos. A pesar de todo, al igual que los CDs, pero no de manera tan estrepitosa, la venta de música digital ha sufrido descensos en el último par de años, algo inédito en los más de diez años que lleva iTunes vendiendo música. No resulta, pues, extraño que el consumo de descargas por suscripción, encabezado por Spotify, se haya incrementado en 40 por ciento y ahora represente casi una quinta parte del total de ganancias que obtienen las compañías discográficas. Esto constata lo evidente: los consumidores que se han digitalizado son, en buena medida, indiferentes ante la calidad del sonido. En el resurgimiento del vinil resulta muy debatible la teoría de que los consumidores encuentran una mejor calidad de sonido a la hora de reproducirlo. Existe un viejo debate entre audiófilos y científicos sobre la diferencia en cuanto a calidad entre lo digital y lo analógico. Los audiófilos, por supuesto, aseguran que la reproducción analógica suena mejor, pero esto no es necesariamente cierto. Está científicamente comprobado que el sonido extraído del mismo máster es matemáticamente idéntico en el CD y en el vinil. Una frecuencia mayor a los 44.1 kHz/16–bit que tiene el CD incrementaría la fidelidad en el sonido, pero los rasgos de esta ganancia serían inaudibles para el oído humano. A pesar de ello, algunos valientes han decidido desafiar a la ciencia y confiar sordamente en su percepción, o quizá sólo estén enamorados de esa armoniosa distorsión que resulta del contacto entre la aguja con los surcos del plato de vinil. Estos fanáticos —me incluyo— ayudan a comprobar toda mi teoría: la gente está volviendo al vinil simplemente porque disfruta la particularidad de su sonido y porque la experiencia en su totalidad es muy placentera. PUZZLE-discos-para-el-recuerdo-2 El caso del vinil Aquellos para quienes el hecho de poseer música es en verdad importante prefieren el vinil porque éste les proporciona una experiencia física mucho más rica que la de comprar un CD. Puede haber diversas razones en cada caso, pero al final todo desemboca en la experiencia: la cálida y confortable sensación que se experimenta al poner la aguja en su sitio, esperar un par de segundos y comenzar a escuchar la música producida por su fricción con el vinil. Ése es un deleite imposible de lograr con otros medios. El vinil ha ofrecido siempre una experiencia mucho más íntima. Su gran formato es sustancial y hace del diseño de la portada y las fundas interiores pequeñas obras de arte, algo prácticamente imposible de lograr con los librillos del CD. Hay algo placenteramente interactivo en el hecho de poner el disco sobre la tornamesa, escuchar el lado entero, para después voltearlo cuidadosamente y escuchar el segundo lado. Esto hace de la experiencia de escuchar un disco algo en lo que uno está constantemente involucrado tanto física como emocionalmente. Es divertido y requiere de cierta dinámica que está muy lejos de la pasividad auditiva que se experimenta con un CD o un archivo. Con respecto al sonido del disco de vinil, debemos retomar el tema de la fricción y del ruido. El “gis” a la hora de reproducir un LP no es una desventaja. Por el contrario, si no es excesivo, añade textura y calidez. No es extraño que algunos músicos lo agreguen intencionalmente a sus grabaciones digitales para dotarlas de cierto carácter. El vinil puede ser frágil, además de tener otras imperfecciones, pero todo esto termina siendo parte de su encanto. Los más viejos se deforman, las agujas bailan sobre su superficie y saltan sobre los rayones. Para algunos esto convierte a los discos en fábricas de nostalgia. Yo tengo un aprecio especial, casi amoroso, por mi copia de Animals de Pink Floyd. Es una primera edición mexicana adquirida en 1977 por mi padre. Lo escuché en mi infancia, en mi adolescencia y ahora es mío, tiene un poco de ruido pero, en general, se reproduce de maravilla. Es un tesoro heredado. Y yo, ¿qué le voy a dejar a mi hija? ¿Una memoria USB? ¿Un disco duro? O ¿la contraseña de mi Dropbox? Veremos cuando ella sea capaz de leer este texto. La razón principal por la cual el vinil perdió la batalla contra los casetes y los CDs es que no lo puedes llevar contigo. Los discos de vinil no son prácticos. Ése fue un problema fatal en su momento. Actualmente, no es necesario atenerse a una sola cosa. Muchos de los viniles traen consigo un código que permite al comprador descargar la versión digital desde internet. Además, generalmente, los archivos son de buena calidad. Vender una experiencia Los empresarios musicales deben aborrecer la era digital. Después de todo, hubo una vez en la que te podían vender un pequeño pedazo de plástico metido en cajas de pésima calidad a un precio exorbitante. Y la gente pagaba. ¡Claro que pagábamos! No podemos vivir sin música. Nos enamoramos de un sonido y queremos escucharlo más y más, y la única forma de hacerlo fue, durante mucho tiempo, comprando música. Claro que se podían copiar casetes y, más tarde, también CDs, pero nada afectó realmente a la industria musical hasta que llegó el mp3 y las conexiones de banda ancha. Fue entonces cuando la gente dejó de comprar. En estos días en los que comprar música es una mera elección, la gente que se dedica a este negocio debe poner especial atención en aquellos que, a pesar de todo, siguen comprando música. ¿Cómo pueden crear o reforzar un producto en el que los consumidores de música quieran invertir su dinero? Desde luego, no es suficiente con decir que los músicos se merecen ese dinero. Hace falta un argumento de peso. El incremento en las ventas de discos de vinil ofrece algunas pistas, pero incluso si estas ventas siguen en ascenso, falta mucho, muchísimo, para que éstas compitan con Spotify y sean suficientes como para mantener a toda la industria de la música. Yo no creo tener la respuesta, pero parece claro que si el negocio de grabar y vender música en soportes físicos ha de sobrevivir, los que están metidos en esto tendrán que motivar a la gente a pagar por algo que les gusta tener y que los hace felices, que es, de hecho, la razón principal por la cual nos sigue importando la música. El vinil no es sólo música, es una experiencia. Una experiencia, por cierto, por la que vale la pena pagar. musica-dj-decks-m-sica-grabar-vinilo-fondo-macro-367455 Fuente: //revistareplicante.com Por Efraín Trava el 31 marzo, 2015
    Read more »
  2. ¿Cómo se hace la música en vinilo?

    A lo largo de los años hemos recibido tantas preguntas sobre cómo se hacen los discos de vinilo que quisimos compartir todo el proceso con ustedes. Cubrimos lo básico, incluyendo el montaje de los masters, el tratamiento de galvanización, la prensa del disco, la impresión y el plegado de la carpeta, el empacado y el control de calidad. La planta Nosotros prensamos nuestros discos en Record Industry, con base en Haarlem, en los Países Bajos. Record Industry es conocido mundialmente por sus altos estándares de calidad - de verdad son líderes en la industria de la producción de vinilos. El edificio de la fábrica mide 6500 m2 y facilita la producción de vinilos, la impresión de las partes en papel y el embalaje bajo un mismo techo.   Screen Shot 2016-03-31 at 2.01.12 PM Sala de montaje A partir de la cinta maestra suministrada, o de los archivos digitales de alta resolución tomadas directamente de los masters originales, un ingeniero de masterización experimentado hace el corte en la sala de montaje. Un torno de corte corta el audio en una laca, que tiene una capa de acetato, o en un DMM (Direct Metal Mastering), que tiene una capa de cobre. La diferencia entre los dos es que un DMM es más adecuado para los programas más largos como un repertorio clásico o álbumes, la laca es mejor para los discos de 12”, con material más relacionado a la danza ya que requiere un surco más profundo.   Screen Shot 2016-03-31 at 2.01.25 PM   Para ambas técnicas el torno del corte trabaja con un lápiz óptico (para laca con una aguja de zafiro, para DMM con una aguja de diamante) que graba una ranura en la capa. El lápiz tiene dos bobinas, posicionadas entre dos imanes. El material de audio está siendo dirigido a los imanes, lo que provoca ambas vibraciones horizontales y verticales para el lápiz. La profundidad del surco depende de la densidad del material de audio. Cada disco de laca o DMM es de una sola cara, así que dos deben ser cortados para obtener un registro regular de dos caras.   Screen Shot 2016-03-31 at 2.01.35 PM   Galvanizado El siguiente paso es el chapado o galvanizado. En esta etapa del proceso los estampadores que usamos para prensar los discos se producen. Screen Shot 2016-03-31 at 2.01.43 PM La laca con los surcos se rocía con plata, que forma una capa en la laca. A continuación, la laca con la capa de plata se pone en un baño de electro-formación que une una capa de níquel sobre la plata. Si esta capa es suficientemente sustancial, la capa de níquel se separará de ña laca y el primer master está listo. Este master se llama “Negativo”. Como el DMM es ya una capa de metal, no se necesita rociarlo con plata, el níquel crece directamente sobre la placa de cobre. Screen Shot 2016-03-31 at 2.01.52 PM Del negativo se obtiene un positivo, en la misma forma que se hizo anteriormente. EL negativo se pone en el baño de electro-formación y una capa de niquel “crece” en el negativo. Después de este paso las dos capas son separadas una de la otra, dejando no sólo el negativo original sino también un positivo El negativo es una copia de respaldo que después será archivada. Screen Shot 2016-03-31 at 2.02.02 PM A partir del positivo se forman los estampadores, de nuevo en el mismo baño de electro-formación. El estampador es un punto negativo, cada registro necesita dos estampadores, uno para el lado A y otro para el lado B. De esta manera somos capaces de desarrollar más de un conjunto de estampadores de la misma laca o DMM. Los estampadores se utilizan en las prensas para prensar los surcos en el vinilo. Con un conjunto de estampadores, de aproximadamente 1000 a 1500, se prensan los registros. La prensa Screen Shot 2016-03-31 at 2.02.11 PM El vinilo es transportado a la prensa en pequeños granos o en forma de bolitas. Antes de que se coloque entre los estampadores, se moldea a alta presión en un pequeño “puck” o “forma de galleta”, que pesa aproximadamente 200 gramos. Screen Shot 2016-03-31 at 2.02.21 PM El “puck” se coloca mecánicamente entre los estampadores con el lado A y B listos de cada lado. La prensa se cierra y los estampadores prensan el “puck” de vinilo bajo alta presión durante 20 segundos para hacer el registro. El disco se saca de la prensa mecánica, los bordes se recortan y el disco se coloca mecánicamente en una funda interior recubierta de plástico para proteger al máximo los surcos, y se deja en plano para que se enfríe. Entre cada 5 discos se coloca un “espaciador” de metal pesado para mejorar el endurecimiento y el proceso de enfriado. Screen Shot 2016-03-31 at 2.02.29 PM Los discos son transportados por una línea de montaje a un sistema de almacenamiento robotizado (la alzadora) en donde se enfriarán durante toda la noche, durante al menos ocho horas. Después del periodo de enfriamiento, los discos están listos para ser empacados. Screen Shot 2016-03-31 at 2.02.40 PM Imprenta Las carpetas se imprimen en la fábrica de impresión offset más moderna, mediante un sistema de ordenador a placa que elimina la producción y el uso de películas perjudiciales para el medio ambiente y los productos químicos necesarios para el revelado. Este sistema aumenta la nitidez y el detalle, y evita posibles perdidas en la calidad que puedan ocurrir durante el procesamiento de la película, incluyendo arañazos en la misma y variaciones en la exposición. La técnica de impresión offset también produce un resultado final impreso de mayor calidad en comparación con la técnica de impresión digital que se utiliza ampliamente hoy en día. Screen Shot 2016-03-31 at 2.02.50 PM Pegado y plegado Las fundas de carton se doblan en las instalaciones, en una de nuestras máquinas de plegado Winkler & Dünnebier. Cuatro máquinas pueden doblar prácticamente cualquier carpeta para todos los formatos, incluyendo las carpetas con lomos muy anchos. Screen Shot 2016-03-31 at 2.02.59 PM Embalaje El embalaje se realiza en el departamento de acabado en donde los discos son enfundados mecánicamente en sus carpetas (a excepción de los de 7 y 10 pulgadas, que se enfundan a mano) y empacados en cajas de transportación El etiquetado, la cobertura en plástico transparente, la numeración y la adición de inserciones también se realiza en este departamento. Screen Shot 2016-03-31 at 2.03.08 PM Control de Calidad A lo largo de todo este proceso, el disco está sujeto a un control de calidad riguroso. Antes de que una orden pueda ser prensada se hace una primera prueba y se reproduce en Control de Calidad. Cuando se planea una orden de producción, Control de Calidad revisará regularmente el disco durante el tiempo que esté en el proceso de prensa. Además de revisar el audio, Control de Calidad revisa las partes de papel impresas (etiquetas, fundas, carpetas, etc.) comparándolas con la prueba digital. Finalmente, Control de Calidad hará una revisión final al disco cuando esté empacado, para asegurarse de que cumplen con los estándares de calidad de Music On Vinyl. Screen Shot 2016-03-31 at 2.03.20 PM Fuente://www.musiconvinyl.com/
    Read more »
  3. ¿Sabes cómo se llaman todas las partes de un disco de vinilo?

    Cuando algo se pone de moda, como ha sucedido con los discos de vinilo de un tiempo a esta parte, el uso prevalece sobre el conocimiento. Si bien es verdad que lo importante es el uso, no está mal que los que compramos y disfrutamos de los vinilos sepamos las partes de las que consta el objeto que tenemos entre manos. Esperamos que el camino sea tan divertido como la música que encierran los surcos de los discos: El disco: Es el soporte en el que está grabada la música. Consta de dos caras, aunque a veces puede que únicamente haya música en una. Está compuesto de materiales polivinílicos (de ahí su nombre) y el sonido se logra por las vibraciones que produce el rozamiento de la aguja del reproductor con el propio plástico. Hay muchas formas y tamaños pero los más comunes son el 12 pulgadas, el 10 pulgadas y el 7 pulgadas (las pulgadas se representan con los signos de comillas: “), dependiendo de la capacidad de música que puedan alojar. El disco de vinilo tiene un agujero en el centro matemático de su circunferencia que permite insertarlo y fijarlo a un reproductor. El gramaje del disco puede variar desde un disco flexible (también conocido como flexi), hasta discos de más de 200 gramos. A más gramaje, mayor calidad de reproducción, puesto que mayor será la profundidad del surco. Normalmente el color del disco de vinilo es el negro, pero hay tantos colores y tantas combinaciones como seas capaz de imaginar. La creatividad es maravillosa. ws_vinyl_disc_2560x1600 Los surcos: Es donde reside el archivo sonoro de los discos de vinilo. Normalmente se trata de música, pero hay discos de vinilo que almacenan discursos, voces, ruidos y demás recursos sonoros. El roce de la aguja lectora emite un sonido que, continuado, configura el archivo sonoro alojado en el disco. Los surcos se graban para hacerlos sonar en el sentido de las agujas del reloj y alterar este sentido da lugar a otro tipo de sonidos. Probando y jugando con este movimiento de atrás hacia adelante surgió la técnica del scratch, tan importante en la cultura hip hop. En la foto de abajo podemos observar un surco a través de un microscopio. Es absolutamente conveniente limpiar con frecuencia los surcos para una reproducción óptima del disco de vinilo. Existen escobillas especiales para ello. CONSEJO: También puedes lavarlos con agua y jabón sin que tu música sufra. Al contrario, se escuchará mejor. No tengas miedo, ¡No es más que un trozo de plástico! Here-s-a-look-at-how-vinyls-look-in-slow-motion-under-the-Electron-Microscope-484692-2 El agujero: Aquí sí que no hay debate. Los discos de vinilo solo tienen dos clases de agujeros: el grande y el pequeño. El grande suele utilizarse para los discos de 7? (aunque ahora también se fabrican con agujero pequeño), mientras que el pequeño se reserva para los 10? y 12?. Nosotros hemos visto muchos vinilos y jamás hemos visto un LP con agujero grande. Por algo será. mar7-record La galleta: Es el nombre que recibe el espacio entre el último surco grabado y el agujero central. Con mucha frecuencia en este espacio se coloca una pegatina que informa de lo que contiene esa cara del vinilo. Esa pegatina también toma el nombre de galleta. bonJoviNewgalleta La funda interior: Es el protector del vinilo. Debido a la facilidad con la que se puede rayar un disco de vinilo y por tanto dejarlo inservible, los vinilos normalmente vienen en fundas que pueden ser de cartón ligero, papel, papel reforzado con plástico antiestático o de plástico antiestático simplemente. Como bien habréis adivinado, las mejores son las de papel reforzado con plástico, pero también suelen ser las más caras. tonar_421_0 La carpeta: Es la parte exterior del disco de vinilo y está formada por la portada, la contraportada y el lomo, aunque por motivos estéticos o de ahorro puede no tener lomo. Hay mil maneras de configurar la presentación final de un disco, pero si hablamos de lo más común, diremos que la carpeta no suele tener agujero central A NO SER que se trate de un disco de remezclas que, curiosamente y por motivos históricos que se refieren a tener acceso visual directo a la galleta del disco, sí que vienen troquelados. E-Ep-Vinyl-Record-PSD-MockUp_1 El lomo: Exactamente igual que sucede con los libros, el lomo es una parte importante de los vinilos, especialmente a la hora de su almacenaje: permite ver rápidamente el título del disco, su autor y la discográfica. Como sucede con todo, hay también una subcultura fanática de los lomos de los vinilos, de su diseño y de lo que encierran. Flashback-Records La funda exterior: Debido a que las carpetas de los vinilos son frágiles, históricamente se han protegido con fundas de plástico transparente que pueden o no venir incluidas cuando compras el disco. Los coleccionistas suelen ser bastante escrupulosos con este tema y comprar al año miles de fundas de plástico transparente de 12?, 10? y 7?. En la actualidad algunas de estas fundas también forman parte del diseño del disco, pudiendo estar impresas o ser de colores diferentes al neutro. 116be5bfd9005056992f12 Un dato curioso más: El 21 de junio de 1948, un equipo de la empresa CBS, con el ingeniero Peter Golmark a la cabeza, presentaba al mundo un disco de larga duración fabricado en una resina de polivinilo. Aparecía así el disco de vinilo que conocemos hoy en día, a 33 1/3 rpm, mejorando los sistemas anteriores. De ahí que el Día Mundial de la Música se celebre, precisamente, el 21 de junio. Fuente: //www.stagebysony.com/
    Read more »
  4. Como le enseñé a mi hijo a amar los vinilos

    Ver “Casi Famosos” fue el punto de partida de una pasión renovada para Tony Myers, y un camino al descubrimiento de los vinilos para su hijo. Recientemente vi el filme “Casi Famosos” con mis dos hijos adolescentes, Ariella de 15 años y Noah de 13. El filme semi-autobiográfico de Cameron Crowe incluye una de las mejores escenas mostrando la dicha absoluta de escuchar un vinilo, cuando el aspirante a reportero de espectáculos ve su mente liberada por su hermana mayor, quien le deja su colección de LPs debajo de su cama cuando ella se va de casa. Ya he visto esta película antes, pero nunca con mis hijos, y amo esa escena en particular; verla de nuevo no sólo revivió viejos recuerdos de escuchar los discos - sino también un montón de preguntas de mi hijo en particular, un “nativo digital” que simplemente no podía comprender la experiencia del vinilo. La escena siguiente cuando el protagonista escucha el primer track de Tommy de The Who y veos una toma en close-up de la aguja golpeando el vinilo con un chasquido antes de que la música comience desencadenó la primera y más pertinente pregunta: “¿Como sabes que track está sonando?” Tienes que buscar en la parte de atrás de la caja del álbum y mirar la lista de tracks para encontrar un número. Luego te aseguras de tener el lado correcto del disco en la tornamesa, cuentas las bandas anchas de surcos en el vinilo para bajar la aguja sobre la canción que tu quieres, le respondí. almost_famous_031 En el lado oscuro de la luna Mi hijo adolescente me miró como si proviniera del lado oscuro de la luna, sin importar el uso de ese tipo de galimatías para jugar con el concepto clásico del álbum de Pink Floyd con su icónica portada desplegable. “Bueno, ¿Como se pausa un track?” preguntó mi hijo. Levantando la aguja por el brazo y asegurándola, a lo que siguió una consulta bastante razonable: ¿Pero como sabe en donde lo dejaste para continuar tocando la canción si el disco está girando?”. Como miembro de la generación MP3, y dueño de un Ipod, esto no es sorprendente ya que él está acostumbrado a la rueda en el aparato que se desplaza rápido sobre el display de la pantalla LCD, en la interface de Itunes, con 8 GB de espacio, lo que hace mucho más fácil y rápido buscar en una lista de 7,000 canciones. Tratar de explicarle a mi hijo que los surcos delgados impresos sobre el vinilo grababan la música con las vibraciones que recoge la aguja que recoge un mensaje sonoro a través del amplificador y las bocinas, debía sonar tan alien para él como para mí fueron en mi época los automóviles con manijas de arranque. Sólo lo hace, le contesté. La verdad es que yo tampoco lo sabía con seguridad, pero es cierto que gran parte de la diversión y el disfrute de tocar un vinilo es ese momento mágico en el que la aguja baja sobre el disco con un chasquido. El primer sencillo que compre fue You Sexy Thing de Hot Chocolate, cuando estaba en las listas de popularidad en 1975. Yo tenía 12 años. Mi primer LP fue Electric Warrior de TRex, adquirida más o menos en ese mismo año porque me gustaba el cover. Ese mismo año tuve mi primera tornamesa para Navidad, un modelo mono Fidelity con un capelo rojo y un eje muy grande en el que se podían apilar hasta 7 45s - el equivalente a las playlists de estos días. Los discos eran una cosa de mi pasado, al igual que las bolas de nieve en Navidad, los pantaloncillos holgados, y la revista NME - o eso creía. 2 Hora de sacar los vinilos Después de 25 años de escuchar CDs y MP3s, era tiempo de sacar de nuevo los vinilos. No sólo para que mis hijos pudieran experimentar cómo se escuchaba la música de los discos, sino también para mí. Se acercaba mi cumpleaños número 50 y como auto-regalo decidí que era tiempo de invertir en una tornamesa. Después de una inversión de aproximadamente 100 libras en un amplificador y bocinas y una tornamesa gratis anunciada por un amigo en Facebook, estaba listo. Todavía tenía mi colección de LPs; estaban guardados en un lugar seguro, o eso pensé, en casa de mis padres. Pero después de una visita reciente quedé horrorizado al descubrir que todos mis álbumes de The Who (la mayoría de catálogo, incluyendo una edición muy rara del álbum My Generation en la disquera Brunswick) y algunos LPs de Led Zeppelin estaban extraviados - y aún no han sido recuperados. Como un adolescente de la clase obrera del Norte, la música resultó ser mi salvación y escuchando a The Who en particular, con mis amigos Al y Olly en nuestros dormitorios, nos inspiró  a formar nuestra propia banda. Luego llegó el punk y los vinilos de colores, y bandas como The Jam, Sex Pistols, The Ruts nos mostraron el camino. Nuestra banda punk influenciada por The Who nunca logró formarse y, de forma extraña, terminé tocando la batería en una banda de jazz en Austria cuando tenía 19 años, fue ahí que empecé a escuchar a los grandes como Mile Davis, Art Blakey, Weather Report, Frank Zappa y Sun Ra. Todavía tengo mis vinilos de jazz y blues, y reconectarme con A Love Supreme de John Coltrane en su envoltura original de la disquera Impulse fue lo más cercano que conozco a una experiencia religiosa. disco-stereo-de-vinilo Conmovido hasta las lágrimas Tocar ese disco después de casi 25 años me conmovió casi hasta las lágrimas mientras mi sala se llenaba de una música de tal calidez, plenitud y riqueza que ya no se encuentra en formato digital. Sentí que estaba en el estudio con la banda mientras grababan las canciones. Incluso voltear el disco para el lado B fue casi un acto espiritual. Sentí una intimidad; que Coltrane había grabado esta pieza musical exclusivamente para mi placer sonoro - podía tocarla, sentirla y olerla. Y podía leer las notas de la funda, incluyendo el poema A Love Supreme de Coltrane y su nota al "Estimado oyente" reconociendo su fe en Dios y como fue concebida su grabación maestra. Había escuchado A Love Supreme mil veces antes en CD y MP3 pero nunca antes sentí esa conexión emocional. ¿Porque habría de hacerlo, si en estas épocas solo se necesita apretar el botón de “reproducir” en cualquier aparato digital? La generación de las descargas  la que pertenece mi hijo con sus aparato de pantallas táctiles y playlists interminables se están perdiendo de la felicidad pura de sostener un disco, un libro, una revista o un periódico en sus manos y de relacionarse con su contenido de la forma que yo lo hice. Y esto me entristece, incluso cuando a través de mi trabajo como periodista de tecnología soy una gran parte de esta revolución mobil. Escuchar Tommy de The Who nuevamente con mi hijo removió sentimientos similares. Fue otro álbum importante para mi mientras crecía y Noah había estado escuchándolo en iTunes después de que vimos “Casi Famosos”. Momentos invaluables padre-hijo Verlo tocar ese disco, y quedar hipnotizado e intrigado por la tecnología analógica, las fundas de los discos y las superficies que se deben limpiar con trapos antiestática, y soplar el polvo de la aguja antes de escuchar la música, es uno de esos recuerdo padre-hijo que se vuelven invaluables. Ahora él entiende la importancia de la música en su forma más pura, tiene sus propios gustos por supuesto y las bandas a las que escucha están lanzando sus discos en vinilos. Un informe reciente del organismo internacional de la industria de la música IFPI dice que el año pasado 12 millones de vinilos se vendieron en el Reino Unido, cuatro veces más que en 2006. Los fines de semana salimos a hacer digging en tiendas de caridad, tiendas de discos independientes, etc. Desenterramos joyas como For Your Pleasure de Roxy Music, Steely Dan, Joe Jackson, The Clash y el primer álbum de los Dire Straits, que recuerdo que yo tuve en un cassette. La música liberó mi mente y fue la razón por la que finalmente me convertí en periodista. Para mi hijo, su viaje apenas comienza pero sé que el vinilo es ahora parte de su camino musical y cuando esa aguja cae sobre el disco el se siente de la misma forma como yo me siento ahora: supremo. Como Henry Rollins lo resume de manera sucinta: "Sentarse en una habitación, solo, escuchando un CD es soledad. Sentarse en una habitación a solas con un LP chasqueando a la distancia ... es estar disfrutando el estado sublime de soledad". 3450897421_a2d236d739_o Fuente: //www.theguardian.com
    Read more »
  5. Con ustedes, el vinilo de alta definición

    Bienvenidos al futuro, amiguitos. Rebeat Digital, una empresa austriaca ha revelado detalles de una nueva tecnología quepodría transformar la industria de los vinilos. De acuerdo a Digital Media News, la compañía patentó el HD Vinyl, formato que aseguran,duplicará la fidelidad de los LPs, así como incrementará los niveles de volumen y la cantidad de música que puedes almacenar en un 30%. La tecnología reducirá el costo de los vinilos a la mitad y acortará su tiempo requerido de producción en un 60%. El reciente boom de las reediciones, ha generado muchas dificultades para los sellos independientes más pequeños que compiten por usar las mismas plantas impresoras. Rebeat ha tomado un acercamiento diferente, al usar un mapeo topográfico 3D para crear una versión virtual optimizada de los discos maestros y después un laser de alta energía para quemar los ritmos. "Ajustamos la distancia de los ritmos, corregimos los errores radiales tangenciales y optimizamos las frecuencias", comentó a Digital Music News el CEO de Rebeat, Guenter Loibl. "Podría decir que dominamos la información topográfica, que es un acercamiento totalmente diferente". El vinilo HD será reproducible en tornamesas normales, aunque la compañía dice que las tornamesas HD también están en proceso para tener una mejor ventaja de esta tecnología. Eso sí, aún deben pasar tres años para que los discos comiencen a llegar al mercado. vini2     Fuente: Cooperativa
    Read more »
  6. “Bacteria Cult”: Secuencia del nuevo disco de Mike Patton y John Kaada

    Tan extrovertidas como son, las bandas de rock más conocidas de Mike Patton, Faith No More y Mr. Bundle, me han enganchado como su más “desnuda” obra de vanguardia. El primer acercamiento que tuve con su rareza más profunda fue con el album de 1996 Adult Themes for Voice, un disco completamente a capella que consistía enteramente en sonidos vocales procesados, ordenados en composiciones bastante extrañas. Siguió por esta misma linea un año después con Pranzo Oltranzista, una suite rara con temática de comida para quinteto de voz/sax/chelo/guitarra/percusiones. El saxofón en este quinteto fue tocado por John Zorn, cuya disquera Tzadik lanzó ambos álbumes, y con quien Patton ha hecho algunos de sus más edificantes trabajos fuera del rock. 0006978920_10 Patton está en la cúspide de lanzar un nuevo LP con otro de sus colaboradores - el salvajemente excéntrico vocalista noruego, compositor de soundtracks, y miembro del trío de avant-rock Cloroformo, John Kaada. Debido a su pasion compartida por la música para películas (Patton ya rindió homenaje en la forma del Fantômas con el album Director’s Cut en 2001, el mismo año del debut grabado de Kaada), su colaboración continua is significativamente menos ruidosa que la mayoría del trabajo por el que Patton es reconocido. Pero aunque es mucho menos irregular, es completamente un viaje a través de los géneros aparentemente incompatibles, como sólo Mr. Bungle lo logra. Su trabajo está inspirado en música clásica Barroca y Romántica, música de carnaval, soundtrack de Western Spaghetti, Berlin Cabaret… La música resultante es evocativa, temperamental, y simplemente ENORME. a2312817509_10 La primera colaboración de este par fue en 2004 con Romances, y un DVD en vivo en 2007, que documenta una presentación en un festival Danés en el que se presentaron con este álbum. Ellos están listos para lanzar su segundo álbum esta semana. Bacteria Cult contiene ocho canciones compuestas en conjunto por el duo, orquestadas por Kaada, realizadas por la Orquesta Sinfónica de Stavanger de Noruega, y naturalmente, con vocales de Patton, quien declaró lo siguiente cuando se le preguntó sobre esta colaboración reactivada: “Tener la oportunidad de trabajar con john Kaada es siempre una alegría y un honor para mí. Es un músico realmente creativo. Cuando escuché estas canciones sabía que quería ser parte de este proyecto y John me recibió con los brazos abiertos. Es un shock para mí que los cineastas no estén tocando en la puerta de John para contratarlo.” Fuente: //dangerousminds.net
    Read more »
  7. Los vinilos, al supermercado

    ¿Se acuerdan que cuando íbamos al super había una sección de discos compactos? Muchos y muchos para elegir. Ahora, eso sólo existe en muy pocas tiendas de autoservicio, ya que la demanda es escasa en comparación a esos últimos años de la década de 90. Sainsbury's, una de las grandes cadenas de supermercados británicos, ha anunciado que volverá vender a LPs en sus tiendas. Este anuncio sigue al de Tesco, la otra gran cadena de supermercados de Reino Unido, la cual pondrá a la venta música en formato vinilo a partir de Diciembre. Si, todavía falta un poquito. Ambas cadenas han tomado nota de lo que dice la British Phonographic Industry (BPI), el gremio de la fonografía, y éste dice que en el último año (2015) la venta de discos de vinilo ha aumentado en un 64% en Reino Unido superando la cifra de 2 millones de libras (2.6 millones de euros), por primera vez en los últimos 21 años. Nombres de la talla de Adele y Foo Fighters graban ahora su música en varios formatos, incluido el LP (Long Play o álbum) de vinilo. Gennaro Castaldo, portavoz de BPI (Industria Fonográfica Británica), cree que la nueva entrada de los supermercados al mercado de la música en plástico perjudicará a las pequeñas tiendas que, al fin y al cabo, son las que han mantenido vivo el interés por este formato musical. "Los establecimientos independientes y los coleccionistas se han perpetuado desde la década de 1980 con el vinilo, si ahora los supermercados se meten a competir, la competencia es buena por una parte y mala por la otra porque pueden desaparecer las tiendas pequeñas, por consiguiente, el objetivo del sector es conseguir el equilibrio adecuado y la supervivencia para todos", explica el portavoz, el cual apunta también a los pocos fabricantes que quedan en Reino Unido para producir discos físicos de este formato. En ese frente, el de la producción, también se verá un crecimiento que acompañe al de las ventas. ¡¡Sigue creciendo nuestro formato favorito!! vinilo2
    Read more »
  8. Deftones y Refused unen fuerzas para un tour por E.U.

    Los incondicionales del Hard Rock se lanzan de gira juntos en Agosto. deftones Los Deftones han extendido su tour de verano 2016 en apoyo al lanzamiento de su nuevo disco Gore, que saldrá el 8 de Abril a través de Warner Bros. Records. Aún más emocionante, compartirán la gira con sus grandes colegas del hardcore, Refused. Refused_cover_2000x1125 Los shows recién anunciados abarcan la mayor parte de Agosto. A continuación, el itinerario actualizado: Fechas Tour 2016 Deftones: 05/08 – Kannapolis, NC @ Carolina Rebellion 05/10 – Memphis, TN @ Minglewood Hall 05/11 – Nashville, TN @ Ryman Auditorium 05/13 – Pompano Beach, FL @ Pompano Beach Amphitheatre 05/14 – Lake Buena Vista, FL @ House of Blues 05/15 – Atlanta, GA @ Shaky Knees Music Festival 05/17 – St. Augustine, FL @ St. Augustine Amphitheatre 05/18 – New Orleans, LA @ Orpheum Theatre 05/20 – Kansas City, MO @ Uptown Theatre 05/21 – Maryland Heights, MO @ KPNT Pointfest 05/22 – Columbus, OH @ Rock on the Range 05/24 – Sioux Falls, SD @ The District 05/25 – Wichita, KS @ Cotillion Ballroom 05/26 – Oklahoma, OK @ Criterion Theater 05/28 – El Paso, TX @ Neon Desert Festival 06/03 – London, UK @ SSE Arena Wembley 06/04 – Nürburgring, DE @ Rock am Ring 06/05 – Numberg, DE @ Rock im Park 06/09 – Nickelsdorf, AT @ Nova Rock 06/10 – Paris, FR @ Download Festival 06/11 – Leicestershire, UK @ Download Festival 06/14 – Cologne, DE @ Palladium 06/15 – Berlin, DE @ Columbiahalle 06/17 – Aarhus, DK @ NorthSide Festival 06/18 – Reykjavik, IC @ Secret Solstice 08/02 – Bethlehem, PA @ Sands Bethlehem Events Center ^ 08/03 – Baltimore, MD @ Pier Six Concert Pavilion ^ 08/05 – Brooklyn, NY @ Coney Island Amphitheater ^ 08/07 – Uncasville, CT @ Mohegan Sun Arena ^ 08/09 – Boston, MA @ Blue Hills Bank Pavilion ^ 08/10 – Asbury, NJ @ Stone Pony Summerstage ^ 08/12 – Sterling Heights, MI @ Freedom Hill Amphitheatre ^ 08/16 – St. Paul, MN @ Myth 08/17 – Clive, IA @ Seven Flags Event Center 08/18 – Tulsa, OK @ Brady Theater 08/20 – Magna, UT @ Saltair Resort Main Pavilion 08/23 – Fresno, CA @ Woodward Park 08/24 – Los Angeles, CA @ Greek Theatre 08/25 – Berkeley, CA @ Greek Theatre 08/30 – Las Vegas, NV @ The Joint 08/31 – Mesa, CA @ Mesa Amphitheatre ^ = con Refused Fuente: //consequenceofsound.net
    Read more »
  9. Mike McCready de Pearl Jam celebró su cumpleaños no. 50 con Eddie Vedder, Cheap Trick y más…

    La gran fiesta incluyó una presentación especial de “I Want You To Want Me”. El guitarrista de Pearl Jam, Mike McCready, celebró su cumpleaños número 50 con una gran fiesta en el Neptune Theater en Seattle el pasado viernes. Screen Shot 2016-03-28 at 12.54.26 PM Además del reparto estelar de invitados que incluyó a figuras como Kim Thayil de Soundgarden, Mad Season y Screaming Trees, uno de los actos favoritos de McCready de Cheap Trick tocó un set especial. En un punto, McCready y Eddie Vedder se unieron a la banda en el escenario para una actuación exuberante de “I Want You To Want Me”. Screen Shot 2016-03-28 at 12.54.56 PM Screen Shot 2016-03-28 at 12.55.07 PM Screen Shot 2016-03-28 at 12.55.41 PM Pearl Jam también fue noticia en Seattle la semana pasada cuando Vedder hizo un cameo sorpresa en el concierto local de Bruce Springsteen; los dos rockearon Born In The USA al estilo “Bobby Jean”. Fuente: //consequenceofsound.net
    Read more »
  10. Axl Rose y AC/DC vistos saliendo de un ensayo en Atlanta, quizá el rumor sea cierto?

    Tal vez Axl está preparando una doble función con Guns y AC/DC este verano. Axl Rose trabajando doble con Guns N’ Roses y AC/DC, es un rumor que ha surgido desde la semana pasada, y continúa haciendo ruido. Con Guns N’ Roses a un mes de subir al escenario en el festival de Coachella, los rumores dicen que Axl Rose fue convocado para actuar junto a sus héroes de la infancia, AC/DC, en lugar de Brian Johnson. El rumor se originó a partir del DJ Jason Bailey de radio Atlanta, quien afirmó que Axl estaba en Atlanta para una reunión con los miembros de AC/DC. Representantes de AC/DC perdieron la oportunidad de desmentir el rumor cuando fueron contactados por Consequence of Sound para hacer algún comentario al respecto. Screen Shot 2016-03-28 at 12.34.19 PM Ahora, TMZ ha compartido fotografías de Axl Rose saliendo de un estudio de ensayo en Atlanta, y son bastante comprometedoras. Esto porque poco después de que Axl fue captado saliendo (con una bebida energética en mano), miembros de AC/DC fueron vistos saliendo de ese mismo lugar. Screen Shot 2016-03-28 at 12.34.33 PM Tal como están las cosas ahora, AC/DC debe volver a las giras en Mayo con varias fechas programadas. Guns N’ Roses, mientras tanto, tienen muchas fechas confirmadas en Abril, y la semana pasada confirmaron planes para 21 fechas en un tour de verano. Es concebible que las agendas de los tours de ambas bandas estén alineadas de tal forma que Axl pueda actuar con ambas, pero con una nueva película de las Tortugas Ninja en el horizonte, hay un montón de dinero y responsabilidad sobre un individuo visiblemente desmenuzable. Fuente: //consequenceofsound.net/
    Read more »